ACERTIJOS PARA EL ABURRIMIENTO

No te engañes, estás aquí porque no te apetece trabajar. Entonces, para evitar el aburrimiento, te planteamos un acertijo con el que poner en práctica tu pensamiento lateral. ¡Adelante, empecemos..!

La isla de los ojos azules.

En la isla, se pueden encontrar 100 residentes. Todos ellos tienen los ojos azules o lo ojos verdes. Todos ven el color del resto de habitantes, pero no pueden ver su propio color. Nadie puede hablar con nadie y no existen los espejos. Sin embargo, en la isla existe sólamente una ley. La ley establece que, si algún residente descubre que, el color de sus ojos es azul, tendrá que abandonar la isla al día siguiente, temprano. Cada uno de los residentes tiene una gran capacidad de razonar y de usar la lógica.

Un día cualquiera, un turista llega a la isla y, mientras mira a todos los residentes dice: “Qué bueno el ver al menos a una persona con los ojos azules, después de estar tanto tiempo sin ver a nadie”.

¿Qué provocó que el turista dijera esto delante de todos los residentes?

SOLUCIÓN 

Se sabe que todos los que descubran que tienen los ojos azules, deben marcharse de la isla. En el caso de que hubiese una persona con los ojos de este color, sabría que el resto (99), tienen los ojos marrones y, tendría que marcharse. 

Sin embargo, si hubiese dos, el primero (1) pensaría que se refere al segundo (2) y que sólo hay uno, lo mismo que pensaría el segundo. Pero, cuando el (1) ve que el (2) no deja la isla el primer día, sólo deducirá que él también los tiene azules, por lo que, los dos se marcharán de la isla, al día siguiente. 

Lo mismo pasaría si hubieran 3 residentes con los ojos azules. En este caso, el (1) vería que el (2) y (3) no dejan la isla y por tanto, eĺ también los tendría azules, y se tendrían que ir los tres, el tercer día, al ver el (1), que ni el (2) ni el (3), se han ido el segundo día.

Esto sería así, hasta que se fueran todos los residentes con ojos azules, independientemente de cuántos sean.